¿Que es el hambre emocional?

Con las vacaciones a la vista y tiempo para dedicarnos a nosotros y a pensar…..

Aprendemos conductas a lo largo de los años, conductas que se convierten en hábitos y que son muy difíciles de cambiar, aunque nuestra razón nos diga que son absurdas, o negativas o malas para nosotros mismos

Entre estas conductas, está sin duda la de comer. El comer es más que satisfacer una necesidad básica, es una actividad diaria, es un acto social, forma parte de nuestro repertorio de hábitos y costumbres así como de aprendizajes y conocimientos.

En fin, que nuestro cuerpo necesita nutrientes que adquiere mediante la ingesta de comida y nosotros aprendemos a solucionar nuestros problemas de formas muy diversas, entre otras, comiendo. Y lo que hemos hecho durante años nos lleva a comportarnos de forma similar en ocasiones similares, aunque sea irracional.

Así que si vuelvo del trabajo, después de un día estresante, cansada. Mi cuerpo necesita hidratos de carbono y me cerebro me los va a pedir. Lo más rápido para que el cuerpo consiga hidratos es el azúcar. Lo más rápido para mí, que estoy cansada, es el chocolate: esta rico, inmediatamente me hace sentir bien, no hay que cocinar o prepara nada… Así que cojo la tableta de chocolate y empiezo con ella. Digo “una onza, mientras me preparo la cena”. Pero pongo la tele, me siento en el sillón y acabo con la tableta. Luego remordimiento y me voy a dormir.

¿Y si consiguiera ordenar mi vida para hacer todo aquello que se que debería hacer para sentirme bien y no hago? Hay gente que lo consigue…

Comemos porque se necesita para vivir, pero también comemos por alegría, por tristeza, por aburrimiento, para saciar sensación de vacío. Las emociones influyen muchísimo, hasta el punto de que nos pueden crear hambre emocional: buscar alimento para conseguir bienestar. La comida es una necesidad con la que tenemos que aprender a relacionarnos de forma adecuada. No es un premio o castigo, no deberíamos caer en la ingesta emocional.

¡¡¡ Si consiguiéramos comer sin sufrimiento, sin ansiedad, con calma !!!!.

La buena noticia es que se puede conseguir.   

Escrito para    por :  Ascensión Rubio,  Desarrollo personal y Mindfulness, imparte clases en el Instituto de Empresa.

¡Gracias por las fotos!  portada: Jennifer Pallian on Unsplash  y Foto interior: Heather Barnes on Unsplash

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *